• slideshow
  • Slideshow

     

Mandalay

Mandalay es la segunda mayor ciudad de Birmania con una población de 927.000 habitantes (2005). Es la antigua capital real de Birmania y la capital de la actual División de Mandalay. Mandalay se encuentra en el centro de la zona seca de Birmania.

Hay tantas cosas qué ver en Mandalay. Mandalay esconde muchas cosas, pero sus mayores encantos están a su alrededor. El día representa visitar espacios que no pensabas que estaban tan cerca de una gran ciudad. La noche, si te la recorres bien, puedes disfrutar de espectáculos milenarios, llenos de gracia, y sobre todo con pasión, tal como son los Birmanos, personas llenas de vida y que por ahora, no se esconden ni les intimidan los turistas.

Mandalay, un encanto birmano

La belleza de Myanmar se centra básicamente en algunas poblaciones rurales y alejadas del bullicio, que nos muestran lugares históricos y místicos , llenos de cultura y tradición. La segunda ciudad en importancia y número de habitantes de Myanmar es Mandalay y a pesar de ser una urbe dinámica, esconde un buen número de lugares interesantes y con un amplio patrimonio histórico.

Al contrario que Yangon , Mandalay es una ciudad muy interesante, ordenada, limpia y con un color especial. Sus calles, denominadas como en Rangun por números , son amplias y nos ofrecen una clara visión de la vida de la sociedad birmana en las ciudades, dejando claramente marcadas las clases sociales de sus habitantes.

Mandalay , posee uno de los templos mas importantes del país y del mundo budista como es el Mahamuni Paya. Esta ciudad llena de luz , es moderna y vibrante con un buen toque cultural que la diferencia de Yangon y con una estructura global mucho mejor que la anterior.

Puntos de interés

Pagoda de Mahamuni

La pagoda más importante es sin duda la de Mahamuni, una de las más veneradas de Birmania, siempre llena de peregrinos y de devotos que acuden a rezar y a dejar su ofrenda. Su fama le viene de una imagen de Buda traída de Arakan. A lo largo del tiempo, los peregrinos han ido depositando en ella pan de oro de modo que aparece hoy recubierta de una envoltura, dicen que de 15 cm de espesor, que la deforma y oculta su aspecto original. Las capillas, los patios, la decoración y la gente dan variedad y animación a la visita.

Colina de Mandalay

El recorrido por Mandalay no puede terminar sin subir a la colina o Mandalay Hill, desde donde se contempla una magnífica panorámica sobre el palacio, la ciudad y sus alrededores atestados de pagodas. El ascenso -unos 300 m de desnivel o algo más de media hora- se efectúa por unas escaleras cubiertas de un tejadillo que protege del sol y la lluvia y ofrece un entretenido espectáculo dando oportunidad de mezclarse con los visitantes que hacen el camino de subida o de bajada. Quienes quieran ahorrarse la caminata pueden también subir en coche o en taxi, hasta prácticamente arriba por una carreterita que bordea la colina. En lo alto, como no podía ser de otro modo, hay un santuario al que acude la gente a pasear y también a cumplir con la devoción. Es, sobre todo un lugar de esparcimiento, con una vista extraordinaria y especialmente grata a la puesta del sol.

Monasterio de Atumashi

El monasterio de Atumashi fue construido en 1857 por el Rey Mindon. El lugar originalmente posee una estructura formada de teca y es exteriormente cubierto por estuco y remontado por cinco estupas graduadas.

Pagoda de Kuthodaw

La pagoda Kuthodaw es otro monumento único para los birmanos. La califican como 'el libro más grande que se haya escrito nunca' porque guarda inscritas en más de 700 lápidas de piedra las enseñanzas de buda. Las lápidas están dispuestas a la intemperie en un amplio recinto ajardinado, que resulta agradable de visitar y que atrae a numerosos devotos.

Palacio Real de Madalay

En el interior de las murallas, el Palacio Real impresionará por su extensión, por los numerosos edificios que lo componen, por la delicadeza de la arquitectura y por el trabajo de restauración que ha tratado de devolverle el esplendor antiguo. La realidad es que los ingleses se ocuparon de destruir buena parte de la antigua ciudad regia en tiempos de la colonia y la guerra contra los japoneses acabó por dañar el resto de lo que había quedado, de forma que lo que hoy se contempla es una recuperación que permite al visitante hacerse idea de cómo debía ser el palacio antes de 1885 cuando vivía el emperador.

Pueblo de Yandabo

El pueblo de Yandabo está a las orillas del río Ayeyarwaddy  y es conocido por el Tratado de Paz Yandabo firmado en 1862. Se puede contemplar la elaboración tradicional de maceta de barro.

Puente de U Bein

A 12 kilómetros, en Amarapura se ha hecho famosa por su puente de teca, el U Bein, y porque en ella se encuentra el mayor monasterio de Birmania.

El puente U Bein, de aproximadamente un kilómetro, atrae a toda clase de turistas -nacionales, asiáticos, occidentales-, además de la gente que lo atraviesa en sus quehaceres cotidianos. Une dos orillas del lago Taungthaman y es un paseo de lo más agradable. En época de lluvias el agua se aproxima al nivel de los paseantes pero en época seca desciende y da al puente la apariencia de ganar en altura.

Sagaing

Como centro religioso, ha servido tradicionalmente de refugio ante situaciones de peligro. Así fue durante la segunda guerra mundial y siguió siéndolo tras los disturbios de 1988. El lugar está salpicado de numerosas pagodas y monasterios y es un importante centro de estudios budistas. Desde el río, la vista de Sagaing al amanecer es bellísima, así como la puesta de sol desde lo alto de sus colinas.

Inwa (Ava)

Es necesario tomar un pequeño trasbordador para llegar a Ava. En la época de lluvias suele estar inundada y la visita es imposible. Si esto no ocurre, el paseo en calesa tirada por caballos, entre las ruinas de las pagodas y monasterios y entre los arrozales, es de lo más agradable. Fue capital en el siglo XIV bajo la dinastía Shan y hasta que, a medida que los burma recuperaban sus posiciones en el territorio, perdió importancia y tuvo que ceder la capitalidad. El monasterio Maha Aungmye Bonzan, merece una visita.

Otras actividades

Teatro de marionetas

Acudir al teatro de marionetas en mandalay completa tu viaje a la ciudad de Mandalay. Durante muchos años, se usaban marionetas con motivo artístico, educativo y entretenido. Hoy en día, aún se conserva este arte peculiar como uno de los rasgos especiales de Mandalay.

Ecoturismo

Mandalay dispone de una biodiversidad increíble, la cual te permite conocer la fauna y flora en los sitios ecoturísticos más famosos como el Jardín nacional de Kandawgyi o el Jardín botánico de Maymyo.

Recorrido en bicicleta

Un recorrido en bicicleta en Mandalay es una manera perfecta para los aventureros. Monta la bici y déjate llevar por los paisajes espectaculares en este lugar.

Vista del atardecer desde el puente de U Bein

La vista al atardecer desde el puente de U Bein es algo magnífico. Seguramente sea uno de los atardeceres más bonitos que has visto en tu vida. Myanmar siempre te ofrece atardeceres increíbles pero de aquí te garantiza uno de los más fotogénicos.

 

Hotline +84 986 566 985 Tel +84 462 660 662 Ms Phuong Sara
Soporte en línea

Procesando ...